Un edificio con buena energía

Cada vez somos más conscientes de lo urgente que es contribuir para el cuidado del medio ambiente. Esta necesidad empuja a la creación de alternativas sustentables que van cambiando la forma en la que vivimos. Es por esto que hoy, a la hora de mudarnos pensamos en las características de la propiedad en estos términos, al igual que tenemos en consideración el barrio.  Este tipo de edificios contribuye a la limpieza del barrio en general por lo que beneficia a la vida comunitaria de todos.

En  Mieres estamos orgullosos de ser parte de Vizion Isidro, un proyecto para el cual se incorporarán nuevas tecnologías y detalles constructivos que lo convertirán en el primer edificio con eficiencia energética en San Isidro.

¿Qué es lo que hace a Vizión Isidro diferente?

Vizión Isidro contribuye al cuidado y la preservación del medio ambiente, al ahorro de energía y al consumo responsable (que tiene el plus de reducir los gastos en expensas), además de responder a la demanda de un consumidor cada vez más exigente.  Aquí nombramos algunas de las características de este edificio que lo hacen energéticamente eficiente:

Usos del Agua: se recolectará el agua de lluvia en reservorios que evitarán aportar agua en exceso para ayudar a que no ocurran inundaciones y la restante se utilizará para el riego del edificio. Los inodoros tendrán doble válvula para evitar el consumo indiscriminado de agua potable.

Desechos orgánicos: El edificio destinará un espacio donde se podrá clasificar la basura para facilitar su reciclaje.

Energía eólica: la iluminación de los espacios comunes será asistida por aerogeneradores que brindarán una reducción en el consumo de la energía eléctrica del edificio.

Energía solar: el calentamiento del agua será asistida por termotanques solares que brindarán una reducción en el consumo de gas, generando una mayor economía y menor contaminación de Co2. Los paneles fotovoltaicos serán los encargados de alimentar todo el circuito de luz de emergencia del edificio en caso de cortes eléctricos.

Techos verdes: la azotea tendrá césped y una variedad de especies autóctonas para minimizar el impacto ambiental. Esto generará una aislación que generará beneficios tanto en verano como en inverno ya que disminuirá la cantidad de energía para calentar y enfriar el ambiente. Esto será posible pues la vegetación actuará de “persiana” y de refrigeración, aprovechando la evaporación del agua para refrescar el aire en verano.

Aventanamiento: los cerramientos exteriores serán de PVC para minimizar el puente térmico, con respecto a otros materiales tradicionales. Los vidrios de las ventanas tendrán Paneles DVH, cuya cámara de aire permitirá una mayor aislación térmica y sonora.

Sistema de calefacción: Se instalará un sistema central de calefacción que será abastecido por calderas de alto rendimiento y bajo consumo. A su vez, habrá regulación individual en cada departamento (termostato) para enviar el calor necesario.

¿Te gustaría saber más? ¡Hacé clic ACÁ!