Mudarse no tiene por qué ser un estrés

Dicen que mudarse es una de las experiencias más estresantes que puede vivir un ser humano. Nosotros no creemos que tenga que ser así ya que, con un poco de ayuda y una buena organización, se pueden evitar muchas corridas y preocupaciones. Por eso nos pareció buena idea reunir esta serie de consejos para que estés bien preparada/o y pases esas semanas de la mejor forma posible:

  • Organizarsecon tiempo por cualquier imprevisto que pueda surgir (siempre hay alguno). Lo ideal es empezar un mes antes. Acordate de ir haciendo una lista de lo que vas a necesitar (cinta de embalar, tijeras, marcadores, hablar con un flete o camión de mudanzas, etc.) e ir consiguiendo cajas en este tiempo.
  • Realizar una limpieza profunda por lo menos 2 semanas antes de la mudanza. Sacá cosas que no vas a utilizar más y donalas, vendelas o regalalas.
  • Ir consumiendo todo lo que esté en la heladera y aquellos productos que no se van a llevar como, por ejemplo, productos de limpieza.
  • Averiguar las normas o restricciones que tiene cada edificio o barrio cerrado para mudarse, ya que, en algunos, hay días y horarios estipulados para mudarse.

  • Cómo empacar:
    • Crear una caja de esenciales de mudanza con una cinta, marcador, tijeras, etc. Te ahorra tiempo y es menos probable que pierdas algo. 
    • Ir coordinando cada cuarto con cierto color (con un marcador o un papelito) e ir marcando las cajas de cada ambiente con su respectivo color. También se puede numerar las cajas para saber cuántas cajas tenés de cada ambiente.
    • Para guardar la ropa que está en las perchas no hace falta que la descuelgues: podés pasarle una bolsa y atarla en la parte del gancho de la percha.
    • Recomendamos que guardes las cosas pesadas en valijas con rueditas así va a resultar más fácil trasladarlas. Es un error guardar todos los libros en las cajas más grandes porque después mover eso se convierte en tarea imposible.
    • Podés aprovechar el espacio guardando algunas cosas pequeñas adentro de otras. Por ejemplo se pueden poner repasadores y cubiertos adentro de las ollas.
    • Un consejo muy útil para aquellos que entienden poco de tecnología es sacarle fotos a los cables para ver cómo están conectados. De esta forma podés volver a la imagen cuando tengas que reconectar todo. También podés guardar los cables en una bolsita y pegarla atrás del aparato en el que van.
    • Se pueden usar fundas de almohadas, toallas o mantas para envolver algunas cosas frágiles.

  • Para el día de la mudanza:
    • Si tenés objetos delicados o de cierto valor convendría que los lleves con vos en el auto así te asegurás de que estén seguros.
    • Tené el celular con sonido por si lo perdés.
    • Hacer una caja con cosas esenciales para las primeras 24 h.: necessaire con elementos de higiene, toalla, platos y vasos para la primera noche, cargador del celular, muda de ropa, efectivo para hacer delivery.
    • Si tenés animales, fijate de tener todo lo que necesitan para ese primer día también.

En caso de que quieras una mano con este proceso les contamos que hay servicios que te mudan para que vos te puedas despreocupar del asunto. Uno de ellos es M&M organizadoras de mudarnzas y orden del hogar, dos hermanas que te mudan en tan sólo dos días: en uno empacan y en el otro desempacan. Nos juntamos a charlar con ellas y les queremos extender esta oportunidad: las primeras cinco personas que contraten su servicio diciendo que vienen de parte de Mieres van a tener un 15% de descuento.

Esperamos que tengan una buena mudanza y empiecen felices su próxima etapa.